Cómo enseñar filantropía a los niños

Cómo enseñar filantropía a los niños
diciembre 15, 2015 North Jersey Marketing

Pregunta a Lourdes

Volumen 2 Número 12

Cómo enseñar filantropía a los niños

Por Lourdes Cortez

Cuando la mayoría de las personas piensan en la filantropía, hay dos cosas que se les vienen a la mente. Una de ellas es que se necesita tener una enorme riqueza y hacer donaciones de miles de dólares. La otra es determinar qué organización benéfica nos inspiraría a mi familia y a mí a hacer del mundo un lugar mejor.

No hace falta ser una familia súper adinerada ni tener una cuenta bancaria abultada para ayudar a hacer la diferencia y mejorar el mundo. Muchos de nosotros podríamos ser filantrópicos con una acción tan simple como hacer un regalo de Navidad a un banco de alimentos local o hacer actividades de voluntariado en las Girl Scouts.

El sitio web Dictionary.com (solo en inglés) define a la filantropía como el “interés por el progreso y el bienestar del ser humano, que generalmente se manifiesta en forma de donaciones de dinero, propiedades o trabajo a las personas necesitadas, donaciones de instituciones de enseñanza y hospitales, y generosidad para otros fines útiles para la sociedad”.

Eso significa que todos podemos ser filantrópicos a nuestro modo y podemos transmitir esos valores a nuestros hijos.

Podemos comenzar por enseñarles a nuestros hijos la importancia de hacer actividades de voluntariado. Muchas organizaciones benéficas locales en su comunidad cuentan con programas de voluntariado que incluyen proyectos a corto plazo en los que usted y sus hijos pueden participar. Por ejemplo, pueden organizar una colecta de libros para niños de algún preescolar o para aquellos que residen en una institución de vivienda transitoria. También, usted y sus hijos pueden “Adoptar una familia” (Adopt a Family), recolectar juguetes y ropa de amigos y familiares, y donarlos a esa familia necesitada.

Existen muchas maneras de cultivar una actitud de voluntariado y de demostrar interés por el bienestar de los demás. Por ejemplo, mostrar formas prácticas de donar es un excelente primer paso para enseñar la importancia de ser solidario y de las recompensas que se obtienen de ello. Se puede empezar por ayudar a su hijo/a a elegir qué juguetes usados, libros o ropa pueden dar, hablar con él/ella sobre adónde irán esas cosas y, de ser posible, llevarlo/la con usted para donar los artículos.

El voluntariado es una parte esencial de la filantropía, ya que es la forma en la que los miembros de las familias se pueden involucrar todos juntos de manera activa. El voluntariado permite obtener un sentido de responsabilidad, ayuda a desarrollar hábitos positivos y les

permite a las familias crear tradiciones y experiencias significativas. Muchas organizaciones ofrecen oportunidades para ser voluntario, no solo para personas o grupos corporativos, sino también para las familias.

Otra alternativa a la filantropía es la donación de dinero. Pero, ¿cómo podemos enseñarles a nuestros hijos los valores de la donación?

Para muchos, donar significa poder reducir su responsabilidad fiscal porque las contribuciones a una organización sin fines de lucro son desgravables. Usted y su cónyuge/pareja deberían analizar cuánto pueden donar y asegurarse de estar de acuerdo en el monto y en lo que necesitan donar para cumplir con su categoría impositiva.

También es útil hablar con sus hijos sobre cuáles son las causas que más le interesan y por qué. Compartir sus pasiones solidarias con sus hijos puede influenciarlos, en especial si les explica lo que hace para apoyar esas causas. Sus hijos sentirán su entusiasmo y querrán saber más sobre la razón por la que esas causas son tan importantes para usted. Incluso es posible que ellos empiecen a darse cuenta de que también tienen una pasión por ciertas causas o temas.

A menudo, los chicos demuestran interés por una causa en función de lo que les gusta y de su participación en grupos, en los deportes o en actividades extracurriculares. A medida que los chicos crecen, los padres pueden usar esos intereses como un medio para inculcarles la filantropía. Como familia, pueden analizar ideas y opiniones que generarán un plan filantrópico o bien, pueden organizar oportunidades para ser voluntario.

A la vez que inculca el sentido de la filantropía, también puede enseñarles a sus hijos sobre la responsabilidad financiera. Cuando les da dinero a sus hijos como premio por obtener buenas calificaciones o por hacer bien sus tareas domésticas, puede enseñarles cómo incorporar la filantropía dividiendo ese dinero en tres partes; una para gastos, otra para ahorros y la otra para donaciones. Haga que poner el dinero en tres frascos se vuelva un hábito; y cuando tengan suficiente dinero para donar a una organización de su elección, pregúnteles cuál les interesa.

Además de hacer actividades de voluntariado o de hacer donaciones en familia, existen otras herramientas que se pueden utilizar para crear un legado. Los fondos asesorados por donantes son cada vez más comunes y facilitan el proceso de la donación. Un fondo asesorado por donantes brinda una solución flexible al momento de donar a varias causas y, también, brinda los beneficios tributarios que surgen de donar a una organización benéfica. Estos fondos garantizan que los donantes apoyan a las organizaciones benéficas, aprovechan los beneficios tributarios y crean una sensación de orgullo en las familias. www.cfnj.org

En los últimos años, la filantropía, el servicio comunitario y las donaciones a organizaciones benéficas se han hecho cada vez más populares. Una iniciativa nueva, que comenzó en el 2012, es #GivingTuesday, un día mundial para donaciones, impulsado por el poder de los medios sociales y la colaboración. #GivingTuesday se ha convertido en un movimiento que celebra y apoya la donación y la filantropía el martes después del Día de Acción de Gracias. La idea es que #GivingTuesday haga uso del potencial que tienen los medios sociales para impulsar la donación y, así, lograr un verdadero cambio en muchas comunidades de todo el mundo. En 2015, 71 países participaron en el #GivingTuesday y se recaudaron más de $116 millones de dólares, en parte, debido a más de 1.3 millones de menciones en los medios sociales. www.givingtuesday.org.

Inspirar y enseñar a los niños los valores de la solidaridad y lo financiero puede resultar algo invaluable para las familias. Elaborar un plan y hacer que los niños participen en la toma de decisiones son excelentes pasos para enseñarles filantropía a sus hijos. Este viaje de la generosidad puede ayudar a crear un legado familiar duradero, uno que sus hijos puedan luego transmitirles a los suyos.



Lourdes Cortez comenzó su carrera profesional en el sector bancario en 1984 como representante en North Jersey Federal Credit Union (North Jersey Federal) y fue ascendiendo a diferentes puestos hasta que se convirtió en directora ejecutiva en 2005. En los últimos 10 años, los activos de North Jersey Federal han aumentado de manera constante de $171 millones a $233 millones. Este aumento se atribuye al énfasis que se pone en incrementar las cuentas comerciales, que han ascendido de un 15% a un 32% en los últimos 5 años. Como la primera mujer latina en ser directora ejecutiva de una cooperativa importante en New Jersey, Lourdes contribuyó al crecimiento de los activos de North Jersey Federal no solo con su gestión sino también con su compromiso por brindarle un servicio a una comunidad diversa. North Jersey Federal es la primera institución financiera en New Jersey que ofrece una banca islámica y productos de banca islámica y también es una de las primeras de su tipo en crear sitios web para ser consultados tanto en inglés como en español. Como directora ejecutiva, Lourdes consolidó la participación de la comunidad de la cooperativa en una iniciativa llamada “Operation Share & Care” (Operación compartir y cuidar) que luego se convirtió en la Fundación North Jersey Federal Credit Union. Algunos ejemplos del trabajo de la fundación incluyen la creación de una cooperativa dirigida por estudiantes en Paterson High School. Otras organizaciones que han recibido el apoyo de la fundación incluyen Autism Radio, Boys & Girls Club, Eva’s Village, Marines Care Organization y Boy and Girl Scouts.
Lourdes fue distinguida por la revista NJ Biz como una de las 50 mejores mujeres en los negocios (Best 50 Women in Business) en New Jersey; también ha recibido el Premio Star Award in Business 2010 de North Jersey Regional Chamber of Commerce, el Premio Salute to the Policy Makers Award 2010 de Executive Women of New Jersey y el Premio Women of Achievement Award 2012 de Girl Scouts of Northern NJ. Hace poco, Lourdes fue nombrada miembro de la Junta Directiva de la Universidad de William Paterson en Wayne, New Jersey.